Pastelitos de chirimoya.

chirimoyas. Curiosamente una fruta que incluso en su temporada no solemos consumir con asiduidad, creo que por desconocimiento porque está llena de propiedades y tiene un sabor dulce que es fantástico. En mi caso desde pequeña he visto a mi madre tomarla de postre, a cucharaditas, y por tanto la he consumido con frecuencia.

INT1

¿Qué podía hacer con ella que no fuera tomarla así, como lo hace mi mami? Pues me puse a buscar inspiración por la red y finalmente me decidí por una receta que encontré AQUÍ, la cual varié muy ligeramente y que nos ha encantado. Estos pastelitos tienen una textura increíble proporcionada por la cremosidad de las chirimoyas y por la almendra, y un sabor gracias al coco y a la lima que los hacen muy, muy especiales. Seguro que nunca antes se os había ocurrido hacer algo así con esta fruta. Pues bien, os animo a ello siempre y cuando vuestras chirimoyas sean de buena calidad. Como siempre, sin una buena materia prima, no habrá buen producto final.

PORT

Pastelitos de chirimoyas

Ingredientes:

  • 2 chirimoyas sin sus pipas

  • 200 gramos de almendras molidas

  • 25 gramos de coco rallado

  • 2 huevos M

  • 1 ½ cucharaditas de levadura en polvo

  • El zumo de una lima

Elaboración:

  1. Precalentamos el horno a 180ºC

  2. Trituramos con un tenedor la pulpa de las chirimoyas hasta conseguir una pasta espesa

  3. En un bol batir bien los huevos y añadirle las chirimoyas y el zumo de lima. Integrar los tres ingredientes.

  4. Añadir todos los ingredientes secos previamente mezclados en un bol.

  5. Dividir la masa en cápsulas de magdalenas y hornear unos 25 minutos hasta que al introducir una brochetita estén hechos por dentro. No necesitan estar muy dorados por fuera.

  6. Dejar enfriar en una rejilla.

Esto ha sido todo por hoy. Vuelvo el día 6, día de Reyes, con una versión nada convencional del Roscón, que no engorda casi nada y de dificultad cero. Os va a gustar, lo sé, y sobre todo, vais a sonreír al verla. Seguro.

Yt

SaveSave

2 Replies to “Pastelitos de chirimoya.”

  1. No te lo vas a creer… ¡Odio las chirimoyas, a muerte! Pero no te preocupes, que ésto lo tuneo yo con otra fruta. Eso sí, se la voy a pasar a mi madre, porque a ella le pirran, así que esta receta le va a encantar!!!!
    Un besazo, guapis (en un rato contactamos)

  2. Ya te lo puse en IG, estoy gratamente sorprendida, nunca se me hubiera ocurrido hacer algo con la chirimoya que no sea comérmela a cucharadas 🙂
    Me encanta la chirimoya, y muchas veces no la comía pensando que tiene mucho azúcar; pero la dietista que me ayudó a conseguir estabilizar mis analíticas después de la quimio, me dijo que la cantidad de azúcar queda totalmente compensada con las grandes cualidades nutricionales que tiene; así que, yo me lo tomé al pie de la letra y es una asidua en mi frutero en temporada :-); y ahora, tengo excusa para usarla en la reposteria.
    ¡¡¡Un gran hallazgo!!!

Leave a Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.