Albóndigas en serpentina

Se va noviembre y entramos en la vorágine navideña, con su consumismo a tope, sus atracones, reuniones familiares (la mitad de ellas obligadas) y todos esos compromisos llamados comidas de empresa y de amigos que parece que hay que hacer también por obligación. En los últimos días he leído varios de ellos ya que aparecen en mi muro de Facebook, en carteles en la calle, en las puertas de algunos bares y restaurantes, y me sigue sorprendiendo no ya los precios de algunos, sino lo que ofrecen. Es curioso como en estos días mucha gente pasa por el aro de comer o cenar eso que yo llamo “comida-rancho”, paga por ella un precio que no es real en absoluto y luego a los dos días, cuando las fiestas pasan, reniega en su día a día de ese tipo de platos.

Menús “tan originales” que ofrecen variaciones, combinaciones y permutaciones de cinco o seis elementos del nivel de: croquetas, queso, jamón, secreto y la consabida tarta de queso o chocolate son habituales en estos días. Y yo me pregunto, pagar entre 30 y 45 euros por este tipo de platos y otros similares ¿de verdad compensa? Así no me extraña que la gente se gaste lo que no tiene en estas fechas y lo que es peor, sin realmente apreciar ni disfrutar aquello por lo que está pagando. Me encanta salir a comer, a tapear, y siempre y cuando lo que me pongan delante sea de calidad y a ser posible creativo o con un mínimo de originalidad, (algo que desgraciadamente no es fácil de encontrar) pago gustosamente el precio que sea, pero salir a comer “fritanga”, tapas o platos que seguro los hago yo en casa mil veces más ricos y de mejor calidad, a eso siempre me he negado. Salir para estar peor que en casa me parece absurdo, en ese caso prefiero no hacerlo, y más aún en estas fechas donde el abuso está a la orden del día.

Un ejemplo de tapa que admite muchas variantes es la que os traigo esta mañana, la receta más fácil no puede ser. Preparamos nuestras albóndigas favoritas de carne, pescado, o incluso de verduras, las freímos y las colocamos en una brocheta intercalando una cinta de masa quebrada a modo de serpentina. Horneamos hasta que la masa esté hecha y listo. Se puede acompañar con múltiples salsas, en este caso, como mis albóndigas eran de ternera e iban muy espaciadas, el ketchup le iba de miedo. ¿Quién da más por menos? No me digáis que no es un entrante vistoso y fácil para estos días de fiesta que ya casi tenemos encima.

Con esta receta participo en el reto “Christmas Time” de la Comunidad “Cocineros del Mundo” en Google +

Serpenbóndigas

INT

Nos vemos el lunes. Buen fin de semana.

Yt.

spacer

12 comments on “Albóndigas en serpentina

  1. La cocina de Mar

    Fantástico….sencillamente… fantástico.
    Besotes….y muchas gracias por la idea…

    1. Ytreats
      Ytreats

      Gracias a ti Mar.
      Un saludo!

  2. Natalia (Con Harina en Mis Zapatos)

    Me encanta! Y muy original, sobre todo la presentación.
    Mi participación será dulce, en unos días, estará lista!
    Besotes, guapa (voy a ver cómo mis roscos de anís están perdiendo la forma)

    1. Ytreats
      Ytreats

      ¿Perdiendo la forma? Pero si estás en plena forma! Mira que súper resultados has logrado!
      Besotes!

  3. Gemma

    Wow…nena…que pasote!!! Me ha encantado la idea…y casi que te la robo! Seguro que la hago…quizás no estas fiestas…pero tampoco lo descarto!
    Nosotros pensamos igual: si sales, es para ir a mejorar lo que tienes en casa…aunque como somos tan cocinillas, el nivel exigido siempre es alto!
    Un beso guapa…”nos vemos”!

    1. Ytreats
      Ytreats

      Gemma, y lo peor es que con el tiempo voy elevando el nivel de exigencia! Gracias por estar aquí como siempre.
      Un beso enorme.

  4. Ale Ruiz

    De lo que me he estado perdiendo Gloria! Se me hace una idea fantástica para una fiesta infantil! Algunas vez hice minialbondigas horneadas para una fiesta de mis hijas y lo niños las bautizaron como “balones de carne”.. Tu idea es aún mas festiva…besos desde México

    1. Ytreats
      Ytreats

      Alejandra, esta receta es como decimos aquí, de lo más “resultón” para niños o como aperitivo en una fiesta para adultos, además puedes hacerlas de pollo, de pescado…se me ocurren muchas variantes tanto para las albónigas como para la salsa.
      Un beso muy grande.

    1. Ytreats
      Ytreats

      Jajaja! Si no paras! Las albóndigas quedaron de lo más “cute” ¿verdad?. Fueron todo un éxito!
      Besotes grandes.

    1. Ytreats
      Ytreats

      Gracias Ángel, me alegra que te haya gustado.
      Un saludo.

Leave a reply